Se puede estar más buena

01:00 m
Publicidad
Embed Download
Visualizaciones: 14587
2 21

Descripción: El dios supremo de la masturbación ha oído nuestras sùplicas y en agradecimiento a todas nuestras pajas nos envía un regalo divino, un obsequio en forma de mujer que solo está al alcance de los seres superiores. La ùnica condición es que solo podemos disfrutar del placer que nos proporcionen sus expertas manos. Pero nosotros no somos dioses, somos hombres y somos débiles ante la carne y el deseo. Señor, perdónanos, hemos pecado. No pudimos resistir la tentación y hemos profanado su boca.

Agregado: Hace 8 años
Mostrar Menos

Videos porno relacionados

Publicidad